discapacidad y radio

Un Mundo Diferente, Una ventana abierta hacia el mundo de la discapacidad , es un programa radial construido por las propias personas con discapacidad y sus familias.

Inicia sus transmisiones el año 2003, permitiendo realizar acciones de educación y concientización desde la sociedad civil, en red con profesionales de distintas especialidades y en coayuda con diversas organizaciones relacionadas con el tema.

Por medio un trabajo de difusión y promoción, ayuda en la integración social de todas las personas con discapacidad y sus familias.

En cada programa emitido de “Un Mundo Diferente”, se abordan las causas y efectos que impiden la participación plena y en igualdad de condiciones. Según el último informe del Instituto Nacional de Estadísticas - INE y el Primer Estudio Nacional de Discapacidad del año 2005, en Chile viven más de 2 millones de personas con discapacidad. Si consideramos a 3 familiares que les acompañan y cuidan a diario, concluimos de que más de siete millones de chilenos se ve directamente involucrado con esta temática.

Sin embargo y pese a algunos esfuerzos realizados en el último tiempo, las personas con discapacidad siguen viviendo en un contexto de discriminación y profundo abandono social.

Un Mundo Diferente crea condiciones favorables a través de la apertura de conciencias, sobre la base de un necesario debate social.

El principio de igualdad de oportunidades y derechos de las personas con discapacidad, implica que todas las personas tienen igual importancia y que estas deben constituir la base de la planificación de las sociedades, trabajando para asegurar un progresivo apoyo en áreas como la salud, educación, empleo y servicios sociales.

Es por eso que el espacio generado en Santiago y que llega a todo chile vía internet, representa un proyecto social que apunta hacia la paulatina transformación social y cultural que permita construcción de Un Mundo Diferente.

El mundo está saturado de factores que están deteriorando la salud de sus habitantes, tanto en aspectos físicos, como psicológicos y mentales.

Crear espacios que abran el dialogo de manera horizontal y que permita el fortalecimiento de las redes sociales resulta fundamental. Así como realizar intervenciones que permitan la construcción de una sociedad más equitativa y tolerante.

 

Sandy: “El espíritu no tiene limitaciones”.

Artículo publicado el día 09/05/05

Sandy estuvo compartiendo con la Fundación Nacional de Discapacitados (FND), en el último programa de radio en que participóç dos meses antes de partir. El día martes 15 de febrero de 2005, nos acompañó en: Un Mundo Diferente, Una ventana abierta al Mundo de la Discapacidad, programa radial de la Fundación.

“He venido desde Peñaflor para compartir con esta Fundación excelente que hace esta labor tan linda, especial, diferente, tan llegadera. Ojalá un 30% de los muy atletas puedan ayudar a quienes más lo necesitan.”

A continuación compartimos con ustedes parte de lo que fue esta conversación profunda y humana con Alejandro Hangano, Sandy, el hombre, el hermano, el amigo.

 

Fundación Nacional de Discapacitados

En un gesto de hermandad, visitó a la Fundación Nacional de Discapacitados, en los estudios desde donde sus Directores, transmiten el espacio a miles de personas discapacitadas de todo Chile.

Karina Olivares y Alejandro Hernández, conductores del programa: “Nos queda mucho por andar por un camino diferente y el desafío es grande, la amistad entre nosotros, los pueblos latinoamericanos resulta fundamental a la hora de integrar, bienvenido Sandy a Un Mundo Diferente”.

Sandy: “Muchas gracias por la invitación y por la oportunidad de llegar a esa gran legión de mis nuevos amigos, todos aquellos que ahora tienen su problemita, pero salen adelante con entereza.”

“He venido desde Peñaflor para compartir con este matrimonio (Karina y Alejandro) y esta Fundación excelente que hace esta labor tan linda, especial, diferente, tan llegadera. Ojalá un 30% de los muy atletas puedan ayudar a quienes más lo necesitan”.

“En Argentina me han tratado muy bien. Yo le debo mucho a ese país... por eso no puedo volver ahora...” dijo, provocando la risa de los conductores.

“En Argentina estaba muy necesitado de la cuestión económica. Me ven en silla de ruedas y dicen como un cojo va a venir a amenizar el cumpleaños de mi hija, el bautizo de mi hijo, etc.”.

 

Conductores: ¿Cuales son las herramientas que te han ayudado a sobrellevar tu situación?

Sandy: “Al subir al escenario pido disculpas, digo: disculpen porque no sé dónde dejé las piernas y a partir de eso el publico se relaja y lo toman a la risa. Cuando voy a la piscina y me lanzo a la parte más baja, los chiquillos al ver que el agua me llega al pecho, no se quieren lanzar por miedo a que sea hondo. Me alegra la gente que me ve en la calle y me diga quiere que lo ayude en algo.., eso me ayuda mucho”.

En la oportunidad los directores de la Fundación Nacional de Discapacitados dijeron: “Ojalá que estas muestras de solidaridad se extienda a todas las personas que van a buscar un empleo o necesitan una pensión asistencial, ojalá todos veamos en cada uno de ellos el rostro de Cristo y el de nuestro amigo Sandy”.

Sandy: “Gracias por acercar una comparación que obviamente no soy merecedor, pero Cristo es tan divino que llega a todos los corazones de cualquier religión, Dios está en todas partes. Yo agradezco a todas esas personas, que sin estar afligidos, se encomiendan, hablan con Dios, saben que hablan con los ángeles. Los seres humanos estamos prestados en la tierra nada más”.

Los auditores:

En “Un Mundo Diferente” Sandy recibió el cariño de los auditores de todo Chile. Los auditores agradecieron a la Fundación Nacional de Discapacitados que “nos ayuda a formarnos y nos acompaña en nuestro dolor”.

La auditora Evelyn Toledo de Peñaflor, entregó su cariño a Sandy y le contó que piensa formar la oficina de la discapacidad en la comuna, para atender los requerimientos de muchas personas. “Dios bendiga a ustedes y cuenten conmigo para reunir fondos y todo lo que necesitan, dijo Sandy”.

Carolina, una auditora dijo: “Que linda sorpresa, quiero decirle a Sandy que nos siga iluminando en el programa”.

Sandy: “Llámame por teléfono para poder contarte un chiste telefónico”.

Otro auditor, Francisco dijo: “Yo tengo tu mismo problema, pero es el espíritu de cada persona el que lo hace salir adelante. Quiero decirles a Karina y Alejandro que sigan trabajando en la Fundación y en este programa, Un Mundo Diferente”.

Sandy dijo de los llamados telefónicos: “Nunca pensé que tuviera en este programa tanta receptividad, porque últimamente traigo menos personas que una moto, es mágico esto, es mágico.”

“Aquí nos iluminamos todos, en Un Mundo Diferente, Una ventana abierta al Mundo de la Discapacidad”, dijo Sandy, al regreso de un corte musical. Los discapacitados tenemos algo que no tienen muchos atletas, capacidades especiales. Queridos amigos y amigas, tiren para arriba también.”

“Los discapacitados somos especiales, sobrenaturales, dijo. Un día que no sonriamos es un día perdido”. La gente dice, ha es un cieguito, ha es un cojito, pero hay algo más ahí...”

El programa concluyó con una oración de irradiación de Amor al Mundo:

Los conductores dijeron: “queremos darte gracias señor por nuestro hermano Sandy, por acompañarnos y entregarnos este ejemplo de lucha y de entereza, hoy pedimos a Dios para que en Latinoamérica seamos una sola voz y un solo pueblo”.

Sandy y sus palabras en oración.

Sandy: “Gracias y me hago eco de estas palabras tan lindas, que son una oración bella. Gracias de todo corazón a este matrimonio por esta oportunidad que me han brindado de poder haber llegado a todos ustedes”.

“Queridos hermanos. Dios los bendiga de todo corazón y entereza y hacia delante no más, como a mí me dicen en la calle: tire para arriba Sandy!. Les prometo venir a visitarlos en otro momento”.

Sandy dejó de existir el día 23 de Abril a las 7:45 a.m. en Buenos Aires, Argentina. Chilenos, Bolivianos y Argentinos lloran su partida. “Gracias Sandy por habernos regalado tu última conversación radial, por la risa, humor, sencillez y cercanía”.

Artículo publicado el día 27/04/05

volver a la página principal