columna terapia de reiki

Santiago, 08 de Agosto de 2007

Terapias de Reiki

por Alejandro Hernández *

Por Alejandro Hernández / Maestro y Terapeuta de Reiki – Director de la Fundación Nacional de Discapacitados.

Cuando hablo de Salud Integral no estoy hablando de aquella que solo logra aliviar los síntomas. Me refiero a las Terapias Alternativas que están ayudando a encontrarle su origen y solución a las dolencias, físicas, psíquicas y emocionales ; muchas de ellas derivadas del estrés, la depresión, trastornos del sueño, cansancio, agotamiento crónico, dolores físicos, problemas articulares, trastornos alimenticios, sobrepeso y adicciones.

Reiki alivia a su vez cuadros de diabetes, hipertensión, estrés y agotamiento laboral, cáncer y VIH, entre muchos otros.

El REIKI (energía universal) es una técnica de rehabilitación que utiliza entre otras organizaciones, la Fundación Nacional de Discapacitados. Reiki es una palabra japonesa que significa "Fuerza Vital Universal".

Esta energía adopta diversas formas y está presente en todo lo que tiene vida. Es la esencia de lo que somos como seres humanos; es una parte integral de nuestro ser.


Cuando nuestro "Ki" (energía interna) es fuerte, nosotros estamos física, mental y espiritualmente sanos. Cuando nuestro Ki está en un nivel muy bajo, podemos enfermarnos o desequilibrarnos en variadas formas.

La mejor manera en que podemos reabastecernos de esta Energía o fuerza vital es recibiendo terapias de Reiki. Cuando un terapeuta de Reiki hace contacto a través de las manos, transmite esa energía al paciente. Reiki fortifica el organismo y ayuda a desbloquear las causas, esas molestas "ramas" que no permiten ver el valle de la salud. Grandes curaciones en todos los niveles suceden a partir de este estado de quietud y armonía.

La energía va directo al lugar donde se necesita curación. Al comenzar el tratamiento, la energía puede empezar a trabajar en un nivel totalmente diferente al que nosotros habíamos anticipado. Reiki siempre nos muestra la oportunidad de efectuar una curación a un nivel tan profundo como estemos preparados. A veces sentimos que no estamos listos para confrontar lo que comenzamos a ver y que aflora a la superficie; cuando es así, Reiki actúa de una manera muy suave y silenciosa, apoyándonos sin invadir en lo absoluto nuestro momento interno.

Reiki es energía universal viva e inteligente, por lo cual tomar una sesión de Reiki es el comienzo de un nuevo paso hacia una vida equilibrada, sana y feliz. Un paso que cuesta bastante menos que otros métodos convencionales, pero que como todas pide un mínimo de convicción, esfuerzo y constancia. Terapias complementarias como el Reiki, Yoga, Homeopatía o la Medicina Mapuche , vienen demostrando hace un largo rato la tremenda efectividad de estos milenarios métodos de salud.

Como terapeuta de Reiki, soy testigo presencial de las maravillas que realiza esta terapia, tanto en personas con discapacidad, como en aquellas que están en riesgo de contraerlas. Reiki está cambiando formas antiguas de rehabilitar y mejorando la calidad de vida en cientos de miles de personas en todo el mundo. En Chile cada vez son más los que han sanado gracias a sus múltiples bondades. 

Una dolencia lumbar se puede superar, al igual que la ansiedad por comer o las molestias de un colon irritable. Los bajos pronósticos de un niño que está por nacer pueden aumentar considerablemente, si la madre se pone bajo las manos de un terapeuta. Les aseguro que el efecto REIKI es pero cientos de veces más poderoso y efectivo que el efecto Mozart. La terapia Reiki tiende a que las personas despierten y desarrollen su capacidad autocurativa y consciente, con pleno respeto de su individualidad.

No esperes efectos milagrosos de un día para otro, que desaparezca al instante una enfermedad que ha estado instalada por años o décadas. Date la oportunidad, mírate al espejo y di hasta aquí llegó el dolor, mi dependencia a los fármacos, mi tarjeta dorada al psiquiatra o al psicólogo. Te propongo que te hagas cargo de tu propia dolencia hoy mismo, te invito a que desactives tu enfermedad con REIKI. Recuerda que depende un 70% de ti mismo, ayúdate, persevera y comprueba lo que digo.

Coordina tu Hora de Reiki al (2) 221 86 15 – Móvil: 09 296 08 63

Mail: reiki@fnd.cl - Info. Terapias de Reiki

 

volver a la página principal